Si todo va bien, en unos cuantos años Old Trafford volverá a gritar goles de Rooney. No de Wayne, pero sí de su hijo Kai. El hijo mayor de Wayne Rooney, Kai Rooney, se convirtó este jueves en nuevo fichaje del Manchester United. A su 11 años, el joven jugador se compromete con los ‘red devils’ con el objetivo de repetir la larga trayectoria que tuvo su padre en el conjunto británico.

Nacido en 2009, Kai se incorpra al fútbol base del Manchester soñando en alcanzar el éxito de su padre. Wayne Rooney vistió la elástica ‘red devil’ durante 13 temporadas (desde 2004 hasta 2017), en las que anotó 253 goles en 557 partidos, una media de casi un gol cada dos partidos. Máximo goleador de la historia del club, Rooney debutó previamente a los solo 16 años en el Everton.

“Día de orgullo. Kai firma por el Manchester United. Sigue trabajando duro, hijo”. escribió el ahora entrenador-jugador del Derby County en las redes sociales.